Casos de Uso del Blockchain: Cuidados de la Salud

Compartir
Copied to clipboard!
Casos de Uso del Blockchain: Cuidados de la Salud
Escuchar este artículo
00:00 / 00:00

A pesar de que se la asocia principalmente con Bitcoin y otras criptomonedas, la tecnología blockchain ha sido también explorada para el almacenaje y protección de datos en toda una serie de industrias distintas. Junto con la beneficencia y las cadenas de suministro, el sector de los cuidados de la salud se encuentra entre los casos de uso más discutidos. ¿Pero qué aspectos del blockchain lo hacen adecuado para la sanidad?


Los beneficios de utilizar blockchain en la sanidad

Algunas de las características que permiten a las blockchains de criptomonedas actuar como registros seguros de transacciones financieras, son también aplicables al almacenaje de datos médicos. Dado que la mayoría de blockchains están diseñadas como sistemas distribuidos que registran y protegen los archivos a través del uso de criptografía, resulta extremadamente difícil que alguien perturbe o cambie los datos si no dispone de la aprobación de todos los participantes en la red. Por lo tanto, la inmutabilidad es una de las características que permiten la creación de bases de datos incorruptibles para registros médicos.

Además, la arquitectura peer-to-peer empleada en las blockchains, permite que todas las copias de los registros de un paciente sean sincronizadas entre sí cada vez que se llevan a cabo actualizaciones, a pesar de encontrarse almacenadas en distintos ordenadores. De hecho, cada nodo de la red contiene una copia de toda la blockchain, y se comunica regularmente con el resto para asegurarse que los datos están actualizados y son auténticos. Por lo tanto, la descentralización y la distribución de datos son también aspectos importantes.

Vale la pena señalar que las blockchains están distribuidas, pero no siempre descentralizadas (en términos de gobernanza). La descentralización no es un fenómeno binario, así que dependiendo de cómo estén distribuidos los nodos y de la arquitectura general, los sistemas distribuidos podrán presentar distintos grados de descentralización. En el contexto de los cuidados de la salud, las blockchains generalmente se construyen como redes privadas, en oposición a aquellas públicas que típicamente se emplean como libros contables en las criptomonedas. Mientras todo el mundo puede unirse y contribuir al desarrollo de una blockchain pública, las versiones privadas requieren permisos y son gestionadas por un número de nodos menor.


Ventajas potenciales

Mayor seguridad

Como ya se ha dicho, uno de los casos de uso más importantes para las blockchains en relación con la industria de los cuidados de la salud, es el aprovechamiento de la tecnología para crear una base datos peer-to-peer (distribuida) segura y unificada. Gracias a la inmutabilidad de las blockchains, la corrupción de datos debería dejar de ser una preocupación. La tecnología blockchain puede ser utilizada para registrar y rastrear de forma efectiva los datos médicos de miles de pacientes.

A diferencia de las bases de datos tradicionales que dependen de un servidor centralizado, el empleo de sistemas distribuidos permite el intercambio de datos con un mayor nivel de seguridad, al tiempo que reduce los costes administrativos que los sistemas actuales imponen. La naturaleza descentralizada de las blockchains también las hace menos vulnerables a los fallos técnicos y ataques externos, que a menudo comprometen información valiosa. La seguridad proporcionada por las redes blockchain puede ser particularmente útil para los hospitales, debido a que a menudo deben lidiar con incursiones de hackers y ataques ransomware.

Interoperabilidad

Otra ventaja de los registros médicos basados en blockchain es la habilidad para incrementar la interoperabilidad entre clínicas, hospitales y otros proveedores de servicios sanitarios. Las diferencias tecnológicas de los sistemas de almacenamiento de datos, a menudo, complican la compartición de documentos entre organizaciones. Las blockchains, sin embargo, pueden resolver este problema, al permitir a las partes autorizadas el acceso a una base de datos unificada que almacene los archivos de los pacientes o, incluso, registros de la distribución de medicamentos. De este modo, en lugar de intentar interactuar con el almacenamiento interno de cada una de las partes, los proveedores de servicios pueden trabajar de forma conjunta con uno solo compartido.

Accesibilidad y transparencia

Además de simplificar el proceso de compartición de registros, los sistemas blockchain pueden también conferir a los pacientes un mayor nivel de accesibilidad y transparencia respecto a su propia información sanitaria. En algunas circunstancias, requerir la validación de las modificaciones efectuadas sobre documentos de pacientes, puede asegurar la exactitud de los registros; y si se realiza de forma adecuada, este tipo de verificación puede proporcionar una capa de seguridad extra que proteja contra errores humanos o falsificaciones deliberadas.

Gestión fiable de las cadenas de suministro

Las blockchains pueden proporcionar un método fiable para la trazabilidad de fármacos a través del proceso completo de manufactura y distribución, reduciendo de esta forma el extendido problema de la falsificación de medicamentos. En combinación con dispositivos IoT, empleados para medir factores tales como la temperatura, la tecnología blockchain puede servir para verificar la existencia de unas condiciones de almacenamiento y transporte adecuadas, o para autenticar la calidad de los medicamentos.

Protección contra el fraude en el sector de los seguros

El blockchain puede también ser utilizado para combatir fraudes relacionados con los seguros médicos, un problema que tiene un coste estimado para el sistema sanitario estadounidense de alrededor de 68.000 millones de dólares al año. El almacenamiento de registros inmutables en blockchains, y la compartición de los mismos con proveedores de seguros, pueden prevenir algunos de los tipos de fraudes más comunes -entre los que se incluyen la facturación de operaciones que nunca se realizaron o el cargo de servicios innecesarios.

Reclutamiento en ensayos clínicos

Otro uso del blockchain en el campo de los cuidados sanitarios es la mejora de la calidad y efectividad de los ensayos clínicos. Los datos médicos almacenados en blockchains pueden ser utilizados por los reclutadores de los ensayos para identificar pacientes que puedan beneficiarse de los medicamentos que están siendo ensayados. Un sistema de reclutamiento de este tipo podría incrementar enormemente el enrolamiento en ensayos clínicos, ya que muchos pacientes nunca llegan a estar al corriente de ensayos de medicamentos relevantes y, por lo tanto, no se les llega a dar la oportunidad de participar en ellos. En el momento en que los ensayos se llevan a cabo, las blockchains pueden ser empleadas para asegurar la integridad de los datos que están siendo recolectados.


Limitaciones potenciales

A pesar de que ofrece muchas ventajas tanto a pacientes como a proveedores, el blockchain presenta todavía algunos obstáculos que debería vencer para poder alcanzar una eventual adopción generalizada en el sector médico. 

Conformidad regulatoria

Si tomamos los EE.UU. como ejemplo, vemos que las compañías del sector de la salud interesadas en la adopción de la tecnología blockchain deben cumplir con normativas de datos vigentes -como por ejemplo la Health Insurance Portability and Accountability Act de 1996 (HIPAA). A grandes rasgos, la HIPAA describe estándares para el almacenaje, compartición y protección de datos en el sector de la salud. Así que para cumplir plenamente con la normativa, las compañías radicadas en los EE.UU. deberían desplegar sistemas de registros blockchain personalizados, con funciones que otorguen una mayor privacidad, así como una accesibilidad limitada.

Costes iniciales y velocidad

Del lado del proveedor, las soluciones blockchain involucrarán, con toda probabilidad, una inversión inicial elevada -circunstancia que, sin duda, impide una adopción más amplia. A ello cabe sumar el hecho que los sistemas distribuidos tienden a ser significativamente más lentos que los centralizados en términos de transacciones por segundo. Una gran red blockchain, con numerosos nodos, probablemente necesitará más tiempo para transmitir y sincronizar datos que un sistema centralizado. Esto es especialmente preocupante para las bases de datos de gran tamaño que, eventualmente, pueden requerir el almacenamiento y rastreo de la información de millones de pacientes. El problema podría ser incluso peor para archivos de imágenes de gran tamaño, tales como las tomografías computarizadas o las resonancias magnéticas.


Reflexiones finales

Desde crear y compartir registros médicos inmutables, a incrementar la transparencia en las cadenas de suministro farmacéuticas, las redes blockchains presentan diversos casos de uso prometedores en el sector de la salud. A pesar de que existen ciertos desafíos técnicos, logísticos y regulatorios, la implementación de estos sistemas jugará, con toda probabilidad, un importante rol en el futuro del almacenamiento y transmisión de los datos médicos.

Loading