Guía sobre Tipos de Criptomonederos

Compartir
Copied to clipboard!
Guía sobre Tipos de Criptomonederos
Escuchar este artículo
00:00 / 00:00

¿Qué es un Criptomonedero?

Un criptomonedero es, básicamente, un instrumento que te permite interactuar con una red blockchain. Los distintos tipos de monederos que existen pueden ser divididos en tres grupos principales: software, hardware y monederos de papel (paper wallets). Partiendo de sus mecanismos de funcionamiento, también podemos agruparlos como monederos calientes (hot wallets) o fríos (cold wallets).

La mayoría de servicios de los proveedores de criptomonederos están basados en software, ya que su uso resulta más cómodo que los de tipo hardware. Sin embargo, debemos señalar que estos últimos tienden a ser la alternativa más segura. Los paper wallets, por su parte, no dejan de ser monederos impresos en un pedazo de papel, por lo que su empleo se considera obsoleto y, en general, poco fiable.


¿Cómo funcionan los Criptomonederos?

Contrariamente a lo que suele creerse, los criptomonederos no almacenan en realidad criptomonedas. Lo que hacen, es proporcionar las herramientas necesarias para interactuar con una blockchain. En otras palabras, este tipo de monederos son capaces de generar la información necesaria para enviar y recibir criptomonedas mediante transacciones en una blockchain. Dicha información consiste, entre otras cosas, en uno o múltiples pares de claves públicas y privadas.

El monedero incluye también una dirección pública -un identificador alfanumérico generado a partir de la clave privada y pública. Dicha dirección es, en esencia, una “localización” específica dentro de la blockchain, a la que se pueden enviar monedas. Esto significa que puedes compartir tu dirección pública con otros para recibir fondos, pero nunca revelar tu clave privada a nadie. 

La clave privada te da acceso a tus criptomonedas, sea cual sea el monedero que utilices. Así que incluso en el caso de que tu ordenador o smartphone se vieran comprometidos, podrías seguir accediendo a tus fondos a través de otro dispositivo -siempre y cuando dispongas, obviamente, de la correspondiente clave privada o seed phrase (frase semilla). Es importante señalar que las monedas nunca abandonan realmente la blockchain, sino que simplemente son transferidas de una dirección a otra.


Monederos Calientes (Hot Wallets) vs. Monederos Fríos (Cold Wallets)

Como ya se ha mencionado, los criptomonederos pueden ser definidos como “calientes” o “fríos” en función del sistema bajo el cual operan.

Un monedero caliente (hot wallet) es aquel que de algún modo se encuentra conectado a Internet. Por ejemplo, cuando creas una cuenta en Binance y envías fondos a tus monederos, lo que estás haciendo es efectuar un depósito en su hot wallet. Este tipo de monederos son fáciles de habilitar, y los fondos son rápidamente accesibles, lo que hace que resulten idóneos para traders y usuarios habituales.

Los monederos fríos (cold wallets), por el contrario, no disponen de conexión a Internet. En su lugar, emplean un medio físico para almacenar las claves offline, lo que hace que sean altamente resistentes a los intentos de hackeo online. De esta forma, las cold wallets tienden a ser una alternativa mucho más segura para “almacenar” tus monedas. El método que emplean también se conoce como cold storage (almacenaje en frío) y es particularmente adecuado para inversores a largo plazo o "HODLers".

Con el objetivo de proteger los fondos de sus usuarios, Binance sólo mantiene un porcentaje pequeño de las monedas en hot wallets. El resto se almacena en cold storage, desconectado por tanto de Internet. Es importante señalar que Binance DEX proporciona una alternativa para los usuarios que prefieren no mantener sus fondos depositados en un exchange centralizado. Binance DEX es una plataforma de trading descentralizada que otorga al usuario un control total sobre sus claves privadas y le permite llevar a cabo trades, directamente, desde sus dispositivos de almacenamiento en frío (monederos de tipo hardware).


Monederos Software

Los monederos software presentan tipologías muy diversas, cada uno de ellos con características únicas. La mayoría de los mismos están conectados de alguna forma a Internet -por lo que se encuadran en la categoría de hot wallets. A continuación, se presentan descripciones de los tipos más comunes y destacados: monederos web, desktop (de ordenador de sobremesa) y móviles.


Monederos Web

Puedes utilizar monederos web para acceder a las blockchains a través de interfaces de navegadores web, sin necesidad de descargar o instalar nada. En esta categoría se incluyen los monederos de exchanges y de otros proveedores basados en browsers.

En la mayoría de casos, es posible crear un nuevo monedero y establecer una contraseña personal para acceder al mismo. Sin embargo, algunos proveedores del servicio retienen y gestionan las claves privadas en tu nombre. A pesar de que esto puede resultar adecuado para usuarios poco experimentados, cabe señalar que es una práctica peligrosa. Si uno no está en posesión de sus claves privadas, está confiando su dinero a un tercero. Para solventar este problema, muchos monederos web permiten en la actualidad a los usuarios gestionar sus claves, ya sea de forma total o a través de fórmulas de control compartido (mediante multi-signatures). Por ello, es importante averiguar el enfoque técnico de cada monedero antes de escoger el más adecuado para uno.

Como usuario de exchanges de criptomonedas, deberías considerar usar siempre los instrumentos de protección a tu disposición. El exchange de Binance ofrece diversas opciones de seguridad, tales como la gestión del dispositivo, autenticación multifactorcódigo anti-phishinggestión de direcciones de retiro.


Monederos Desktop (o de ordenadores de sobremesa)

Como el nombre indica, un monedero desktop es un software que descargas y ejecutas localmente en tu ordenador personal. A diferencia de algunas versiones basadas en webs, los monederos desktop te otorgan un control completo sobre tus claves y fondos. Cada vez que generas un monedero desktop nuevo, un archivo denominado "wallet.dat" se almacena localmente en tu ordenador. Dicho archivo contiene la información de la clave privada utilizada para acceder a las direcciones de tus criptomonedas, por lo que es recomendable encriptarlo con una contraseña personal.

Si encriptas tu monedero desktop, cada vez que ejecutes el software se te requerirá la contraseña -de lo contrario, el programa no podrá leer el archivo wallet.dat. Si pierdes dicho archivo u olvidas tu contraseña, es muy probable que pierdas el acceso a tus fondos. 

Por tanto, resulta crucial hacer una copia de seguridad del archivo wallet.dat y guardarla en un lugar seguro. Como alternativa, puedes exportar la clave privada correspondiente o frase semilla (seed phrase). De esta forma, podrás acceder a tus fondos desde otros dispositivos en el caso de que tu ordenador deje de funcionar o pierdes acceso al mismo por algún motivo.

En general, los monederos desktop pueden considerarse más seguros que la mayoría de versiones webs, pero resulta crucial asegurarse de que el ordenador esté limpio de virus o malware antes de configurarlos y utilizarlos para tus criptomonedas.


Monederos Móviles

Los monederos móviles funcionan de forma muy parecida a los de tipo desktop, pero han sido diseñados de forma específica como aplicaciones de smartphone. Resultan muy cómodos porque te permiten enviar y recibir criptomonedas mediante el uso de códigos QR. 

Por ese motivo, los monederos móviles son particularmente idóneos para las transacciones y pagos de frecuencia diaria -lo que los convierte en una opción adecuada para el uso de Bitcoin, BNB y otras criptomonedas en el mundo real. Entre los ejemplos más destacados de monederos móviles se encuentra la TrustWallet.

Ahora bien, tal como ocurre con los ordenadores, los dispositivos móviles son vulnerables a infecciones de tipo malware y apps maliciosas. Por ello, es recomendable encriptar tu teléfono móvil con una contraseña, y realizar una copia de seguridad de tus claves privadas o frase semilla, por si se diera el caso de que tu dispositivo se rompe o pierde.


Monederos Hardware

Los monederos hardware son dispositivos electrónicos físicos que utilizan un sistema de generación aleatoria de números (random number generation o RNG) para la obtención de las claves públicas y privadas. Dichas claves, tras ser generadas, son almacenadas en el mismo dispositivo que se mantiene desconectado de Internet. Por ese motivo, los monederos de tipo hardware se consideran una forma de almacenamiento en frío -y, concretamente, una de las más seguras.

A pesar de que este tipo de monederos ofrecen un elevado nivel de seguridad frente a ataques online, pueden presentar algunos riesgos si la implementación del firmware no se hace de forma adecuada. Además, los monederos hardware suelen ser poco intuitivos, y el acceso a los fondos tiende a ser más difícil que con los monederos calientes. 

Para superar esta falta de accesibilidad, puedes utilizar Binance DEX para conectar tu dispositivo a la plataforma de trading. Es una manera segura de acceder a tus fondos porque las claves privadas nunca abandonan el dispositivo. Algunos proveedores de monederos web ofrecen un servicio similar, al permitir conectar los monederos hardware al interfaz de sus navegadores web.

Deberías considerar usar un monedero hardware si planeas guardar tus fondos a largo plazo o si posees una gran cantidad de criptomonedas. En la actualidad, la mayoría de monederos hardware te permiten establecer un código PIN para proteger tu dispositivo, así como una frase de recuperación -que puede ser utilizada en caso de que tu monedero se pierda.


Monederos de Papel (Paper Wallets)

Un monedero de papel es, como su nombre indica, un pedazo de papel en el que se ha impreso una clave pública y su correspondiente clave privada, bajo la forma de un código QR. Dicho código permite ser escaneado, para así ejecutar transacciones de criptomonedas.

Algunas páginas webs de monederos de papel permiten descargar su código para así generar nuevas direcciones y claves sin necesidad de estar conectado online. Por ese motivo, este tipo de monederos son muy resistente a los hackeos y pueden representar una buena alternativa de almacenamiento en frío.

En la actualidad, sin embargo, el uso de monederos de papel se considera peligroso y desaconsejable debido a numerosos defectos. Si aún así deseas emplearlos, resulta esencial comprender sus riesgos. Uno de sus defectos principales es que no son adecuados para los envíos parciales de fondos, sino solo para los que involucran la totalidad del balance.

Por poner un ejemplo, imagina que has generado un monedero de papel y enviado múltiples transacciones para depositar fondos en el mismo, hasta acumular un total de 10 BTC. Si decides gastar 2 BTC, deberás enviar primero las 10 monedas a un monedero de otro tipo (por ejemplo, uno desktop), y solo entonces gastar de forma parcial el balance (2 BTC). Posteriormente, podrás enviar los 8 BTC restantes a un nuevo monedero de papel, sin embargo, uno de tipo hardware o software resultan opciones más aconsejables.

Técnicamente, si importas la clave privada de tu monedero de papel a uno de tipo desktop y gastas sólo una parte de los fondos, las monedas restantes serán enviadas a una "change address" (dirección de cambio), generada automáticamente por el protocolo Bitcoin. Si no configuras de forma manual la “change address” para que se corresponda con una que tú controles, es probable que pierdas tus fondos.

La mayoría de monederos software gestionan en la actualidad el cambio por ti, lo que implica que envían las monedas restantes de la transacción a otra dirección que forme parte de tu monedero. Pero lo que es muy importante recordar es que tu monedero de papel quedará siempre vacío tras enviar su primera transacción -sin importar la cantidad de la misma. Por ello, no cuentes con una reutilización posterior de éste.


La importancia de las copias de seguridad

La pérdida de acceso a tus criptomonederos puede resultar muy onerosa. Por ello es muy importante realizar copias de seguridad de los mismos regularmente. En muchos casos, esto se logra haciendo copias de los archivos wallet.dat o de las frases semilla (seed phrases). En esencia, las frases semilla juegan un rol muy similar al de las claves privadas, pero son más fáciles de gestionar. Si has optado por encriptar la contraseña, recuerda también hacer una copia de seguridad de la misma.


Reflexiones Finales

Los criptomonederos juegan un papel importantísimo en el uso de Bitcoin y otras criptomonedas. Son una de las piezas de infraestructura básicas que hacen posible el envío y recepción de fondos a través de las redes blockchain. Cada tipología de monedero presenta sus ventajas y desventajas, por lo que resulta crucial que comprendas su funcionamiento antes de mover tus fondos.

Loading